La marca italiana presentó en el Salón de Dubai su primera pick-up mediana. Comparte plataforma y diseño con la nueva Mitsubishi L200 y por el momento, sólo se comercializará en Europa, Asia, Oriente Medio y África. Su llegada al país aun no fue confirmada.

Finalmente se conoció el resultado de lo que Fiat y Mitsubishi se traían entre manos… y sí, era una pick up mediana. Pero para los que esperábamos un producto claramente diferenciado del otro, como el 500X y el Jeep Renegade, nos llevamos una pequeña desilusión: las camionetas son prácticamente idénticas.

Salvo mínimos cambios como otra parrilla, un paragolpes reformulado y llantas de diseño propio, el resto de la carrocería de la Fullback es similar a la nueva L200 que ya se ofrece en varios mercados. ¿Pero eso es malo? No, para nada. Al contrario, con la alianza con la marca de los diamantes, Fiat se asegura la calidad y confiabilidad que siempre caracterizaron a los productos de la automotriz japonesa.

En el interior se repite lo visto por fuera, sólo cambia el logo en el volante. Todo lo demás es igual a la L200, con un diseño bastante sobrio pero con materiales de buena calidad (al menos en el caso de la Mitsubishi).

Contará con una gama de motorizaciones bastante amplia: en Europa estará disponible un turbodiésel 2.4 con dos rangos de potencia, 150 o 180cv. En otros mercados se comercializará con un propulsor naftero 2.4 de 132cv o un diésel con potencias desde 110cv a 178cv. En todos los casos estos motores irán asociados a una caja manual de sexta o a una automática de 5 marchas. La tracción podrá ser trasera o 4×4

Por último, existirán 4 variantes de carrocería: cabina simple, extendida, doble cabina y chasis cabina. La primera de ellas se destaca por su capacidad de carga de 1.100 kilos.

En un primer momento, la Fullback estará destinada a Europa, Asia, Medio Oriente y el Norte de África, por lo que todavía no fue confirmado su desembarco en Argentina. Pero conociendo la buena imagen que tiene la marca italiana entre los utilitarios y con la renovada competencia entre las pick-ups medianas que se aproxima, no sería una mala idea en absoluto.